BRINDANDO SOBRE LOS ESCOMBROS

Entrada destacada

PERIODISMO DUTY FREE Y ANIMALES SUELTOS

Aquí están los periodistas a los que la DAIA les pagó un viaje a Israel en marzo 2018. El más alto en esta foto (bajo la leyenda "...

lunes, 22 de julio de 2019

ATENTADO A LA AMIA: "FUE BIN LADEN"

En octubre de 2001,  los grandes medios anunciaron el involucramiento de Al Qaeda en el atentado perpetrado siete años y tres meses antes en Buenos Aires.    
Era tal la necesidad urgente de instalar una cortina de humo que desviara la atención,  que los guionistas de la historia oficial no tuvieron inconveniente en reemplazar a Hezbollah por la red de Osama Bin Laden.
Presencié la increíble teatralización realizada en los tribunales de Comodoro Py,  donde me encontraba asistiendo al juicio oral contra Telleldín y los policías bonaerenses.   Y así lo relaté:  




DIGAMOS QUE FUE BIN LADEN    *
El activismo de la DAIA en tareas de distracción fue una constante.  Una tarde de octubre de 2001, los abogados de AMIA en el juicio oral,  Juan José Avila y Miguel Bronfman estaban preocupados.  Durante la mañana,  en el juzgado federal a cargo de Claudio Bonadío,  se había desarrollado una audiencia en la cual se revisó el meneado tema del famoso video: aquél donde se veía a Galeano departiendo amistosamente con el acusado Telleldín, antes de que éste modificara su declaración mediante el pago de una suma de dinero.  Esta causa iniciada a raíz de la denuncia de Lifschitz, el ex prosecretario de Galeano, avanzaba despaciosamente y sin entusiasmo del juez. Pero lo novedoso e inquietante para los abogados Avila y Bronfman, era que en las declaraciones de esa mañana se había mencionado la participación de Beraja en las oscuras negociaciones relativas a Telleldín y al video.  Era un tema sumamente polémico, destinado a ganar los titulares de los periódicos del día siguiente. En el equipo de la querella oficial había preocupación por que no se volviera a instalar esa polémica en los medios,  “que distrae los esfuerzos del tema central”.  La solución la trajo la abogada de DAIA Marta Nercellas. Al finalizar un cuarto intermedio del juicio oral,  regresó del despacho del aún juez Galeano, ubicado en el mismo edificio de la calle Comodoro Py, trayendo una noticia impactante,  mucho más atractiva que las declaraciones por el pago ilícito a Telledín: ¡se descubrió que el atentado a la AMIA lo había hecho la organización Al Quaeda conducida por Osama Bin Laden! Muy impresionante. Después del reciente atentado a las Torres Gemelas, semejante novedad estaba destinada a ganar las tapas de los diarios por encima de cualquier otro tema. Y así fue,  tras la rápida convocatoria a los cronistas allí acreditados.  Según Nercellas y sus adláteres se encargaron de explicar, la prueba de que el responsable del atentado a la AMIA era el barbudo multimillonario estaba constituida por unas llamadas anónimas recibidas el año 2000 en el contestador telefónico de la Embajada argentina en Arabia Saudita, “presuntamente” de Al Quaeda, donde se adjudicaba una “explosión” en Argentina y amenazaba objetivos de Estados Unidos. El descubrimiento -aclararon-  lo había hecho el año anterior el Embajador Juan José Echegoyen, hermano del fallecido ex interventor de la Aduana Carlos Echegoyen (una de las “muertes dudosas” del menemismo).   Los periódicos se peleaban por anticipar la sensacional noticia de primera plana. A tal punto, que la publicación especializada Diario Judicial.Com sacó un importante aviso publicitario en diarios nacionales para mostrar que ellos dieron primero la información que revolucionaba la causa AMIA.   Vale la pena transcribirlo, porque evidencia el clima generado con la revelación.  La publicidad decía así:

La noticia del día antes. 18/10 (18:42 hs) Diario judicial.com: Bin Laden sería el autor del atentado a la AMIA. 19/10, La Nación: Al-Qaeda se atribuyó el ataque a la AMIA y anticipó el atentado en EEUU. 19/10, Clarín: Denuncian un nexo entre Bin Laden y uno de los atentados en Buenos Aires. 19/10, Ambito Financiero: Al-Quaeda se atribuyó el atentado contra la AMIA”. 

Efectivamente,  el Diario Judicial fue el primero en diseminar la especie falsa,  que los principales periódicos del país horas después llevarían a sus portadas como título principal[1].
Los diarios de esos días refirieron respecto de Echegoyen que “hace unos días recordó sus comunicaciones a la Cancillería ante la sospecha que ese importante dato no hubiera sido comunicado al juez Juan José Galeano, quien investiga el atentado contra la AMIA”. La discusión se instaló con los abogados de Memoria Activa que salieron al cruce.   Crónica, bajo el título “Dudan que Bin Laden haya hecho volar la AMIA”,  dio cuenta de la divergencia: “Es una nueva cortina de humo para tapar la investigación deficiente del atentado a la AMIA, sentenció el abogado Alberto Zuppi, de Memoria Activa, en tanto que Marta Nercellas, de la DAIA, sostuvo que a los supuestos mensajes de Al Qaeda le dieron carácter de muy serios en Estados Unidos”. Además, tal como consignaba Diario Popular, la abogada señaló que “la hipótesis confirma la línea investigativa seguida por Galeano y con la cual concuerda esta parte de la querella”.
El objetivo de desviar la atención estaba logrado: a esas horas nadie hablaba del video ni de Beraja,  y los medios omitieron toda mención al respecto.


* Fragmento de "Brindando sobre los Escombros. La dirigencia judía y los atentados: entre la denuncia y el encubrimiento", Sudamericana, 2012. 

[1] Según la biografía de Raúl Moneta escrita por la periodista Susana Viau (El Banquero, Ed. Planeta, 2001), “El Diario Judicial de Internet es propiedad de la esposa del juez penal económico Marcelo Aguinsky, ligado con Carlos Corach y denunciado por el cavallista Guillermo Francos ante el Consejo de la Magistratura por ‘armar’ una causa por contrabando que sustrajo de la justicia federal una parte sustancial de la investigación por la venta ilegal de armas, aspirando hacia su jurisdicción al ex titular de Fabricaciones Militares, el riojano Luis Sarlenga, el hombre que siempre estuvo al borde de la confesión”. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario